• "Se valiente, la misión te espera"


    Descarga todos los materiales para celebrar el Domund 2017
  • Presentación Domund 2017


    "El valor de ser misioneros" Anastasio Gil, Director de OMP España
  • Mensaje del Papa para el Domund 2017


    "La Misión en el corazón de la fe cristiana"
  • Reflexión Pastoral Domund 2017


    "Cuestión de valentía", Javier Carlos Gómez Director Diocesano de OMP Valladolid
  • ¿Qué es el Domund?


    La jornada en que, de un modo especial, la Iglesia reza por los misioneros y colabora con ellos
  • ¿A quién ayuda el Domund?


    Los donativos hacen posible la labor evangelizadora de la Iglesia en los territorios de misión
  • ¿Qué son los territorios de misión


    Conoce a fondo las misiones con el mapa en que se muestra dónde están los misioneros y la ayuda enviada por OMP España

8 mar. 2013

8 DE MARZO, FESTIVIDAD DE SAN JUAN DE DIOS.


Santo patrón de los hospitales y los enfermos. 
Desarrolla métodos de atención pioneros en su época  Atención integral a la persona necesitada respetando su dignidad y defendiendo sus derechos. 

Su conversión se produjo a partir de un sermón de San Juan de Avila. 
Vivió en el siglo XVI. No  fue teólogo, ni sacerdote, ni ocupó puestos de relevancia social, política o eclesiástica y sin embargo fue una de las grandes figuras que ayudaron a renovar la Iglesia católica. Lo fue porque hizo visible como nadie el amor y la misericordia de Dios con los pobres, enfermos y necesitados, hasta desvencijarse por ellos. Su vida fue el reflejo exacto del Buen Samaritano, que en nuestro mundo sigue siendo tan necesario. Su mensaje, su espíritu y su testamento para nosotros en la actualidad, es el testimonio de su propia vida y de su persona, que no solamente hemos de recordar y admirar, sino que sobre todo hemos de seguir”.

“Celebrar la memoria de nuestro Fundador en el tiempo que nos toca vivir es sobre todo una llamada para todos sus hijos a ser, como él fue, testigos de la hospitalidad. Lo hemos de ser con su propio estilo, desde el servicio y la entrega diaria, siendo los buenos samaritanos de nuestro tiempo. Él no planeó estrategias para darse a conocer, solo vivió y sirvió por amor a Dios. El mundo y la Iglesia esperan de nosotros, de cada uno de los que formamos la Familia de San Juan de Dios, seguir viendo testigos de la Hospitalidad”.
Tras recordar las dificultades que también sufrió San Juan de Dios – quien decía: “me encuentro en gran dificultad... ya que tanto las deudas como los pobres aumentan sin cesar...” – el superior general de los Hermanos de San Juan de Dios señala que “lo que él vivió se ha repetido con frecuencia a lo largo de la historia de nuestra Orden y sigue siendo así en muchas partes del mundo, especialmente en estos momentos en los que la crisis financiera mundial afecta a muchas de nuestras Obras”.
La Orden de San Juan de Dios cuenta en la actualidad con 1.142 hermanos y están presente en 53 naciones y su labor, centrada en el campo de la salud y el cuidado de los más necesitados, la llevan a cabo a través de 334 obras apostólicas.