• INFANCIA MISIONERA 2021


    ¡Somos familia!
  • GUÍA “COMPARTIR LA MISIÓN”


    Experiencias de voluntariado misionero para jóvenes
  • AYUDA A LAS MISIONES


    Colabora con los misioneros españoles

9 feb 2021

CON MARÍA UNIDOS EN LA TRIBULACIÓN.

 

Más de la mitad de los misioneros españoles diseminados por el mundo se encuentran en tierras americanas, signo claro del ardor y empeño apostólico de la Iglesia española. Por eso el próximo 7 de marzo, con bajo el lema ”Con María, unidos en la Tribulación”, se celebra el Día de Hispanoamérica. El objetivo de esta jornada constituye una acción de gracias por los 5.575 sacerdotes, religiosos, re
ligiosas y laicos que se encuentran en el continente americano.




Los misioneros españoles en Hispanoamérica

Actualmente, son 178 los sacerdotes de la Obra para la Cooperación Sacerdotal Hispanoamericana (OCSHA) que misionan en América Latina. A ellos se les recuerda en esta jornada; además se invita a colaborar a través de la oración y la ayuda económica. Gracias a estas ayudas el año pasado se recaudaron 55.594, 20 euros. Los datos desglosados por diócesis se pueden consultar en el material documental.

¿Cuál es el mensaje de la Pontificia Comisión para América Latina?

Como presidente la Pontificia Comisión par América Latina, el cardenal Marc Ouellet invita a que el Día de Hispanoamérica se convierta este año en una llamada especial a la fe y a la solidaridad. El confinamiento que ha ocasionado la pandemia de la Covid-19 mantiene a las personas distanciadas y aterradas, por lo que, la fe es el instrumento fundamental para superar esta prueba.

La Comisión Episcopal de Misiones y Cooperación con las Iglesias ha editado los materiales para esta jornada:

8 ene 2021

CON JESÚS A NAZARET.¡SOMOS FAMILIA!.


 Damián Diaz. Director Diocesano de OMP de Ciudad Real.

La tercera etapa del itinerario que estamos proponiendo a nuestros niños para acompañar a Jesús Niño a la Misión pasa por Nazaret. Es la etapa más larga de la vida de Jesús, el Hijo de Dios encarnado. Él, como cualquier niño, creció, desarrolló sus cualidades, descubrió su vocación, se formó en los valores fundamentales para la existencia humana, en el seno de una familia.

Por eso esta etapa es muy importante para la educación y formación de nuestros niños. Ellos también han recibido el amor, han sido protegidos en su desvalimiento, han aprendido a relacionarse con los otros, en el seno de su familia. Y este año la Infancia Misionera nos da la oportunidad de recordarlo y agradecerlo.

Pero además, en el seno de la familia también se aprenden valores tan importantes como el servicio, la solidaridad, el perdón, la gratuidad, la entrega. Que, por cierto, son valores eminentemente misioneros.

Por eso, este año la Jornada de la Infancia Misionera nos invita a dirigir nuestra mirada no sólo a nuestros niños, sino también a nuestras familias, invitándoles a vivir los valores más fundamentales cristianos, y a proyectarlos hacia el mundo entero, en un ejercicio de universalidad y amor solidario.

Por cierto, que ya sabéis que desde el año pasado esta Jornada de la Infancia Misionera se adelanta al tercer domingo de enero, dado que el Papa convocó para el cuarto domingo el Domingo de la Palabra. Nos adaptamos a las propuestas del Papa, y acercamos la Jornada a la celebración de la Navidad, desde donde comenzamos ya a sentirnos solidarios con los niños de todo el mundo y los misioneros que con ellos comparten su vida y nuestra fe.

28 dic 2020

FELICITACIÓN DE NAVIDAD DE LAS HERMANAS SIERVAS DE MARÍA. BAMENDA. CAMERÚN

"PARA QUE TODOS TENGAN VIDA..."

                                                                                   


Damián Diaz. Delegado diocesano de misiones 

En medio de esta realidad de muerte que estamos viviendo, causada ahora de manera especial por una pandemia, pero enquistada desde antiguo en condiciones de hambre y enfermedades endémicas en los países empobrecidos, brotando aquí y allá en escenarios de guerra y violencia, y propuesta por ideologías que buscan “libertades” individuales sin pensar en los derechos de los más pequeños e indefensos, volvemos a escuchar las palabras de Jesús: “He venido para que todos tengan vida, y vida en abundancia” (Jn 10,10)

Él, Jesús, transmitió vida a todos los enfermos, hambrientos, cansados y agobiados que encontró en su peregrinar por las tierras de Israel, y finalmente entregó la propia vida para matar la muerte y abrirnos las puertas de esa Vida que ahora nosotros deseamos llegue y puedan disfrutar todos los hombres de la tierra.

Por los caminos del mundo, los misioneros llevan esa Vida donde a veces tiene una mayor presencia la muerte, y donde por ello es más difícil la alegría y la esperanza. Pero en el Niño Dios se ha manifestado el compromiso de Dios con la humanidad, y catequistas y misioneros queremos participar en ese proyecto de Amor y Felicidad para todos.

A los sacerdotes del Instituto Español de Misiones Extranjeras y a los Catequistas Nativos queremos tener presentes en la Fiesta de la Epifanía, solemnidad misionera, en la que representantes de toda la humanidad vienen a adorar al recién nacido Dios-con-nosotros.

A todos queremos ofrecer nuestro apoyo: Oración, animación, y colaboración económica para el desarrollo de las tareas evangelizadoras. Seremos generosos con ellos. Con ellos, sembraremos por todo el mundo la Vida de Jesús, Vida en abundancia.

 

Un saludo fraterno.