• Reza y ayuda a las Vocaciones


    22 de abril- Jornada Vocaciones Nativas y Jornada Mundial de Oración por las Vocaciones
  • Llamada, respuesta y Misión


    Presentación Jornada de Vocaciones Nativas y Jornada Mundial de Oración por las Vocaciones
  • Mensaje del Papa Vocaciones


    "Escuchar, discenir, vivir la llamada del Señor"
  • ¿Qué es Vocaciones Nativas?


    Una jornada de oración y ayuda a las vocaciones en los Territorios de Misión
  • ¿A quién ayuda Vocaciones Nativas?


    A 75.000 seminaristas y 6.500 novicios/as y 2000 formadores en los territorios de misión
  • ¿Cómo colaborar?


    Con un donativo o con una beca misionera para las Vocaciones de los Territorios de Misión
  • Oración Vocacional


    Recursos de oración para la oración diaria en colegios e institutos

2 ene. 2014

CATEQUISTAS NATIVOS, TESTIGOS DE LA FE Y LA CARIDAD

Los misioneros del IEME ceden este año el protagonismo de esta jornada compartida a los Catequistas Nativos. De siempre, ellos han sido los primeros evangelizadores de sus comunidades cristianas, quienes han presidido las celebraciones de la Palabra en ausencia del sacerdote, quienes han instruido a los catecúmenos, han animado y liderado su comunidad. Ellos son, en verdad, Testigos de la Fe y de la Caridad.
Y son, para nosotros, ejemplo y testimonio de responsabilidad compartida, de laicado cristiano vocacionado, de compromiso con la Misión de la Iglesia. Valientes y generosos, necesitan también nuestra ayuda, sobre todo para recibir una adecuada formación que les permita realizar eficazmente su tarea.
De todos modos, este protagonismo no nos distrae del otro objetivo compartido de la Jornada: sabernos llamados, los sacerdotes diocesanos, a participar activamente en la Misión ad Gentes, y apoyar a nuestros Hermanos que están entregando su vida para que la Luz de Cristo, manifestada a todas las razas en la estrella de Belén, pueda llegar a iluminar a todos los hombres.

Que, a pesar de la crisis, no les falte nuestra oración, nuestra cercanía y nuestra ayuda económica a unos y otros, “testigos de la fe y de la caridad”.